Servicios inmobiliarios de calidad desde 1997.

Atención al cliente  

C/ Clot de la Mota, 7 esq.C/ Alcoi 46730 PLAYA DE GANDIA
info@aycgandia.es
Tel.: +34 96 284 63 06

Noticias

Toda la actualidad en un click!

post img

La burbuja inmobiliaria de los alquileres

26/06/2017

 

La creciente preocupación por la falta de alquiler es un tema recurrente en nuestro país, y es que resulta realmente difícil encontrar alquiler de larga estancia, y los alquileres que puedan encontrarse tienen precios desorbitados.

Actualmente los pisos que entran en alquiler duran escasas horas en el mercado debido a la falta de oferta. Esta falta total de oferta unida a la gran demanda es la causante de la ya conocida como “burbuja del alquiler”. Tal y cómo ocurrió en los años previos a la crisis en el sector del ladrillo, los precios se están inflando de una manera descomunal, hasta tal punto que en zonas como Madrid o Barcelona los alquileres pueden alcanzar los 2.000€ mensuales, precios nada asequibles para la mayor parte de la población.

La leve mejoría que presenta la economía española unida a la apertura de los créditos bancarios hace que muchas personas estén invirtiendo en inmuebles, especialmente en los de segunda mano, para posteriormente destinarlos al mercado del alquiler, pero tal y cómo hemos señalado anteriormente, siguen siendo muchas las personas que no tienen acceso a un crédito hipotecario, y que por tanto se ven obligadas a alquilar, siendo muy escasa la oferta en comparación con la demanda, produciéndose este gran incremento en los precios.

Otro factor que hace que no exista la disponibilidad que debiese en cuanto a los pisos de alquiler está también relacionado con la mejoría de la economía, hablamos de las vacaciones. El turismo español está en auge, tanto en lo que respecta al turismo nacional como al internacional, y los alquileres de apartamentos están más de moda que nunca. Plataformas como Airbnb ponen en contacto a millones de propietarios y turistas para que estos últimos puedan pasar unos días en el destino solicitado a precios más económicos que los ofrecidos por los hoteles. Este hecho hace que los propietarios de los inmuebles prefieran poner su vivienda en alquiler vacacional que de larga estancia, ya que los ingresos suelen ser muy superiores y la inversión mucho menor.

Por otra parte, existe otro factor que está siendo determinante a la hora de que la oferta sea tan escasa, y es el miedo por parte de los propietarios frente a la probabilidad de que se produzcan impagos por parte de los inquilinos, así como los posibles desperfectos que éstos puedan ocasionar en sus viviendas. Otro de los riesgos que contemplan los propietarios es el peligro de que su vivienda sea subarrendada o que sea ocupada por más gente de la que se ha establecido en el contrato.

Afortunadamente, desde las agencias inmobiliarias, contamos con las herramientas necesarias para minimizar los riesgos, por lo que animamos a los propietarios a poner sus viviendas a disposición del mercado ya que no es sano para nuestra economía que se vuelva a dar otra burbuja, aunque ésta venga dada en el campo de los alquileres.